La religión en la educación de los niños

Posted on agosto 13, 2008. Filed under: Reflexiones sobre educación infantil | Etiquetas: , , |

Si este tema ya es difícil de por sí hablarlo entre adultos, me pregunto ¿cómo se debe tratar la religión en la educación de los niños? Me pongo en el lugar del maestro desde mi punto mi punto de vista agnóstico: ¿cómo hablarle de la creación del mundo o el origen del hombre (que en algún momento sale a flote) a un niño? ¡Qué difícil tarea!

No sé qué sería mejor: si obviar del todo cualquier teoría bíblica y concentrarse en lo que dice la ciencia o mejor no hablar nunca claro cuando toque hablar de asuntos como este. Porque soy consciente de que no soy nadie como para formar en la incredulidad a los niños que me toque cuidar o enseñar algo. incluyendo los hijos que pueda tener.

Igualmente cuando se habla de la vida y la muerte: ¿qué digo? ¿que los buenos van al cielo y los malos al infierno? ¿Que todos van al cielo? ¿Que al final ambos no van a ninguna parte porque todo se acabó allí? Ay, qué difícil situación el tener que abrir los ojos a la cruda realidad a seres recién llegados al mundo.

Me gustaría que existiera un curso de educacion infantil donde más que educación infantil se hablara de educación moral infantil. Porque no sé realmente hasta qué punto de vista se les debe mentir. Porque se les miente. ¿O no? Yo siento que lo hago cuando al pasar por una iglesia me persigno para que ellos lo hagan por no romper con la tradición familiar.

Recuerdo a un niño que tuve (y al que casi siempre mencionaré como ejemplo de las experiencias raras que me hizo pasar). Como había aprendido a leer muy pronto, los libros para infantes se los había comido en pocos meses y rápidamente comenzó a explorar entre libros más serios. Entre esos, los de la escuela de sus hermanos mayores. Y entre esos, los de geografía, en donde te suelen hablar de la creación del universo y esos temas. Entonces, para cuando fue a la escuela y le quisieron enseñar que al mundo lo había creado Dios, se reía con cara de “menuda rosca que me queréis hacer comer, ¿estáis bromeando, no?”.

A mí me lo explicaba con tono de “mi profesora todavía no se entera”, algo que me ponía en una situación de no saber qué decir. Si hacer quedar de tonta a la profesora y confirmarle a él sus incipientes conocimientos científicos o si decir que la profesora tenía razón. Yo optaba por hacerle más preguntas para que me siguiera explicando y decirle que existen muchas teorías al respecto, y entre ellas estaban esas dos. Que cuál le parecía que era la más probable. Así, al poco rato, el tema se desviaba por otro camino y terminábamos hablando de temas más “infantiles”. Pero, de todas maneras siempre tengo la duda. ¿Qué verdad se le cuenta a un niño cuando hay que tocar la religión?

About these ads

Make a Comment

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: